El fruto del Espíritu es el control de sí mismo, no estar fuera de control

Aquí hay un video que muestra algunas de las cosas extrañas que pueden suceder cuando se permite que “fuego extraño” predomine en un servicio.

Al leer las Escrituras, el fruto del Espíritu es autocontrol, no estar fuera de control. Ver Gálatas 5:22-23. Es una pena cuando la presencia de algo espiritual es más valioso que el fruto real del Espíritu Santo como el auto-control.

Es de esperar que los cristianos sigan creyendo que las Escrituras son una guía más confiable hacía la verdad y el discernimiento que las declaraciones de aquellos en la cima de las jerarquías eclesiásticas.

Estamos viviendo en tiempos muy peligrosos. Personalmente, me prefiero ser muy cuidadoso de la espiritualidad y la “unción” de personas cuyo mensaje se relaciona poco con la cruz de Cristo, o con el arrepentimiento de obras muertas. No confío en ninguna “unción” que viene sobre personas independientemente de la confición de su corazón delante de Dios, sobre todo si no da lugar al arrepentimiento.

Speak Your Mind